2. Bibliotecas digitales

 

La investigación en bibliotecas digitales ha surgido como un área de interés a nivel mundial. Entre los proyectos más grandes se encuentran esfuerzos como las bibliotecas nacionales (en todo el mundo) que ofrecen una gran variedad de tesoros culturales y de investigación en múltiples medios [Fox y Marchionini 1998].

 

2.1 Esfuerzos internacionales

Muchos países han identificado la tecnología de la información como una meta nacional [Lesk 1997] y realizan esfuerzos dentro del área de bibliotecas digitales. Algunos de estos proyectos se enfocan a la investigación de nuevas tecnologías y métodos de acceso en las bibliotecas, tal es el caso de un gran número de proyectos en los Estados Unidos. Por el contrario, en otros proyectos el interés está en crear la colección de los datos, como el caso de la National Diet Library de Japón. En el Apéndice A se presenta un breve resumen de proyectos en varios países, mientras que en el resto de esta sección se describe una de las iniciativas en bibliotecas digitales más importantes en la actualidad.

En los Estados Unidos la Fundación Nacional para la Ciencia (NSF), la Agencia para la Aeronáutica y el Espacio (NASA) y la Agencia para Proyectos de Investigación Avanzados (ARPA), han fundado seis proyectos encargados de la digitalización e investigación en el uso de materiales electrónicos. En este esfuerzo, llamado Digital Library Initiative, cada proyecto explora un área diferente y está específicamente enfocado al avance de la tecnología. Este programa involucra un consorcio cooperativo entre instituciones pero involucra principalmente seis universidades de los Estados Unidos: las Universidades de California en Berkeley, de Michigan, de Illinois, Stanford, de California en Santa Bárbara y Carnegie Mellon.

Entre las investigaciones que dichas universidades realizan se encuentran: la realización de consultas sobre el contenido de las imágenes; representación de documentos en formas múltiples (texto, imágenes, tablas, etcétera); entendimiento del lenguaje natural, reconocimiento de voz y de rostros; unificación de diversas colecciones mediante el uso de agentes; entre otros.

 

2.2 Bibliotecas digitales florísticas

El balance de la vida en la tierra depende de las plantas [Tomlinson et al.1998]. Desafortunadamente éstas están desapareciendo en forma más rápida que los científicos, con sus métodos tradicionales (de recolección y de compartición de información), puedan estudiarlas [Sánchez et al. 1997]. Debido a que las plantas juegan un papel importante en la vida del hombre, la información referente a éstas, es importante para muchas disciplinas. La preocupación de apoyar los estudios sobre biodiversidad con tecnologías de información y comunicación ha alentado la creación de bibliotecas digitales florísticas.

 

2.2.1 Brasil

Aún cuando en Brasil el desarrollo y la investigación en bibliotecas digitales apenas comienza, existe una preocupación por organizar su colecciones de datos sobre el medio ambiente. La Fundación Tropical de Investigación y Tecnología (FTPT) es una organización dedicada a este esfuerzo. Esta fundación tiene un centro de información para datos en biodiversidad y biotecnología y provee servicios de consulta de bases de datos, coordina relaciones e integración de datos de diversos proyectos de investigación. Además mantiene atención en discusiones de grupos de interés [Gonçalves y Medeiros 1998].

 

2.2.2 Iniciativa de Biblioteca Digital Florística

Actualmente, el Jardín Botánico de Missouri se encuentra al frente de una iniciativa para crear una Biblioteca Digital Florística (FDL). El proyecto de FDL pretende contener información sobre las especies de plantas que se encuentran en regiones como Norteamérica, Mesoamérica y China. La biblioteca deberá incorporar de manera eficiente, documentos, mapas, ilustraciones, herramientas computacionales y servicios bibliotecarios. La creación de la colección de esta biblioteca es uno de los procesos más importantes [Schnase et. al 1997]. Sólo para el área de Norteamérica (FNA), más de 800 científicos participan en la construcción de este proyecto. El proyecto publicará también los 30 volúmenes que contengan dicha información y planean concluir con esta tarea para el año 2006.

 

2.3 Interacción en bibliotecas físicas

Existen trabajos que se ocupan de investigar cómo se realiza la interacción entre usuarios dentro de las bibliotecas convencionales. El análisis de éstos y de las posibles herramientas que la tecnología ha creado (groupware, sistemas de recomendación, agentes, etcétera) permite la conjunción de ambos dentro de las bibliotecas digitales. Esto con el propósito de extender las facilidades de las bibliotecas físicas con la tecnología de la información.

 

2.3.1 Búsquedas y recopilación de información

Existen cuatro modelos que identifican el cómo se comparte la información el proceso de búsquedas de ésta [Borghoff et al. 1997]. Estos modelos son los que a continuación se listan:

 

2.3.2 Recomendaciones

En [Nichols et al.1997] se menciona que agregar a la información contenida en la biblioteca digital, evaluaciones y recomendaciones, es una forma de enriquecer la estructura existente. Las recomendaciones son importantes porque generan un mecanismo de "copia de información", el cual ayuda a los investigadores a manejar grandes cantidades de datos y localizar el material que requieren de forma más eficiente. Las recomendaciones son el medio por el cual los usuarios puede beneficiarse por la experiencia de otros.

 

2.3.3 Colaboración

La colaboración es una manera importante por la cual los usuarios pueden alcanzar sus objetivos [Crabtree et al. 1997]. Es importante recordar al desarrollar los sistemas que los usuario necesitarán de ayuda. La mayoría de los usuarios no obtienen esta ayuda de los manuales o de la "ayuda en línea" sino más bien preguntándole a gente a la que tienen acceso. Al final del capítulo 1, se mencionan las formas más comunes de interacción entre los usuarios de las bibliotecas físicas. Con el apoyo de la tecnología formas nuevas de ayuda son posibles.

 

2.4 Servicios integrados a una biblioteca digital

Pocos son los proyectos que integren aspectos de búsqueda de información, sistemas de recomendación y agentes. Uno de los más importantes y de los que se puede obtener información es el denominado ARIADNE.

ARIADNE es un estudio desarrollado por la Universidad de Lancaster. Twidale et al. [1997] describen ARIADNE como un ejemplo en el que las computadoras apoyan la colaboración en la navegación. En su diseño se consideró el papel de la colaboración en la búsqueda de información y la implicación directa de ésta en sistemas de búsqueda de información remota. La colaboración implica la realización de actividades de personas junto con agentes que separados no podrían efectuar.

El sistema ARIADNE tiene la intención de cumplir dos propósitos. El primero es observar, registrar, analizar y experimentar el proceso de aprendizaje colaborativo y el segundo, proveer un sistema que mejore la oportunidad y efectividad de los procesos de aprendizaje colaborativo que ya se llevan a cabo. Incluye facilidades que permitan la colaboración en la búsqueda de información remota.

Entre las conclusiones de la investigación a las que se llegaron se encontró que la colaboración entre usuarios es muy importante para la búsqueda en los sistemas de información. Mencionan que el compartir los resultados y procesos de una investigación son actividades que se incluyen dentro de la colaboración. Además, la efectividad de las búsquedas de ve incrementada al reutilizar las búsquedas realizadas anteriormente.

En el siguiente capítulo se introduce el concepto de groupware como tecnología de apoyo a los trabajos en grupo. Se presenta también su clasificación y algunos ejemplos de la aplicación de esta tecnología en la vida actual.

 

[índice] [figuras] [1] [2] [3] [4] [5] [6] [7] [8] [Referencias] [A] [B] [C]

Fernández Ramírez, M. L. 1998. Ágora: Creación de grupos virtuales en bibliotecas digitales. Tesis Licenciatura. Ingeniería en Sistemas Computacionales. Universidad de las Américas-Puebla. Diciembre.
© copyright 1998, Missouri Botanical Garden & UDLA